Alta tras radiación en boca y cuello

Nombres Alternativos

Alta después de radiación en la boca y el cuello

Qué esperar

Cuando usted recibe radioterapia para el cáncer, el cuerpo sufre algunos cambios.

Dos semanas después del inicio de la radioterapia, se podrían presentar cambios en la piel. La piel y la boca pueden ponerse rojas; la piel podría empezar a pelarse o ponerse oscura, o presentar comezón. Además la piel bajo el mentón puede ponerse flácida. La mayoría de estos cambios desaparecerán.

También se puede presentar boca seca, dolor en la boca, náuseas o dificultad para tragar. Usted puede perder el sentido del gusto y es posible que no esté interesado en comer. La mandíbula puede sentirse tensa y puede ser más difícil abrir bien la boca.

Es posible que la dentadura postiza ya no le ajuste bien y puede causarle llagas en la boca. El vello corporal se le caerá de 2 a 3 semanas después de comenzar la radioterapia, pero SÓLO en el área tratada. Cuando su cabello crezca de nuevo, puede ser diferente al anterior.

Cuidado de la piel

Cuando usted recibe radioterapia, un médico le dibuja marcas de color en la piel. No se las quite. Éstas muestran a dónde dirigir la radiación. Si desaparecen, no las dibuje de nuevo. Coméntele al médico si éstas se borran.

Cuide el área de tratamiento:

  • Lávela suavemente sólo con agua tibia. No la refriegue. Séquela dando palmaditas en lugar de restregarla.
  • NO utilice jabones. No use lociones, ungüentos, maquillaje ni polvos u otros productos perfumados en esta área. Pregúntele al médico qué se puede usar.
  • Mantenga el área tratada fuera del contacto directo con el sol.
  • No se rasque ni se frote la piel.

Coméntele al médico o a la enfermera si tiene cualquier ruptura o abertura en la piel.

Use ropa que lo proteja del sol, como un sombrero de ala ancha y una camisa de mangas largas. Utilice protector solar. Hable con su médico o enfermera acerca del uso de lociones bloqueadoras del sol.

Utilice únicamente una máquina de afeitar eléctrica para rasurarse. No ponga almohadillas térmicas ni bolsas de hielo en el área de tratamiento. Use ropa suelta alrededor del cuello.

Cuidado de la boca

Utilice un cepillo de dientes con cerdas suaves después de las comidas y al acostarse.

Prepare su propio enjuague bucal: use 1 cucharadita de sal, 1 cucharadita de bicarbonato de soda y 4 tazas de agua.

  • Use este enjuague bucal una vez cada hora.
  • No utilice enjuague bucal comprado en tiendas. Éste contiene alcohol. También empeorará la resequedad de la boca y puede causar dolor.

Mantenga la boca y los dientes limpios. Láveselos con frecuencia en la forma como su odontólogo o médico se lo recomiende. Tome agua a sorbos.

Si usted tiene dentadura postiza, úsela lo menos posible. Deje de usarla si le salen llagas en las encías. Pregúntele a su médico u odontólogo por medicamentos que le alivien la resequedad o el dolor en la boca.

Cuidados personales

Usted necesita comer proteínas y calorías suficientes para mantener su peso. Ver también: Consumir calorías adicionales cuando usted está enfermo (adultos)

Consejos para facilitar la alimentación:

  • Escoja alimentos que le gusten.
  • Ensaye con alimentos con jugo de la carne, caldos o salsas. Serán más fáciles de masticar y tragar.
  • Ingiera comidas pequeñas y coma con mayor frecuencia durante el día.
  • Corte los alimentos en trozos pequeños.
  • Pregúntele al médico o al odontólogo si la saliva artificial podría servirle.

Tome por lo menos de 8 a 10 vasos de líquido por día (sin incluir café, té ni otras bebidas que contengan cafeína).

  • Tome líquidos con las comidas.
  • Tome bebidas frías durante el día.
  • Tenga un vaso de agua junto a la cama en la noche. Tome agua cuando se levante al baño o a cualquier hora que se despierte.

Pregúntele a su médico por suplementos alimenticios líquidos. Pueden ayudar a que usted obtenga calorías suficientes.

No consuma refrigerios azucarados que puedan causar caries. Evite las bebidas alcohólicas y los alimentos muy picantes, ácidos o que estén muy calientes o fríos.

Si las píldoras son difíciles de tragar, ensaye triturándolas y mezclándolas con algún helado u otro alimento blando.

La mayoría de las personas que reciben radioterapia empiezan a sentirse cansadas después de algunos días. Si usted se siente cansado:

  • No trate de hacer demasiado en un día. Probablemente no podrá hacer todo lo que está acostumbrado a hacer.
  • Trate de dormir más durante la noche. Descanse durante el día cuando pueda.
  • Tómese algunas semanas libres del trabajo o trabaje menos.

Control

Acuda al odontólogo con frecuencia.

Su médico puede verificar sus conteos sanguíneos regularmente, sobre todo si el área de la radioterapia en su cuerpo es grande.

Referencias

Sharma RA, Vallis KA, McKenna WG. Basics of radiation therapy. In: Abeloff MD, Armitage JO, Niederhuber JE, Kastan MB, McKenna WG, eds. Abeloff’s Clinical Oncology. 4th ed. Philadelphia, Pa: Elsevier Churchill Livingstone; 2008:chap 29.

Popovtzer A, Eisbruch A. Radiotherapy for head and neck cancer: Radiation, physics, radiobiology, and clinical principles. In: Cummings CW, Flint PW, Haughey BH, et al, eds. Otolaryngology: Head & Neck Surgery. 5th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier; 2010:chap 77.

Baehring JM, Hochberg FH. Cancer and the nervous system: management of primary nervous system tumors in adults. In: Daroff RB, Fenichel GM, Jankovic J, Mazziotta JC, eds. Bradley's Neurology in Clinical Practice. 6th ed. Los Angeles, CA: Saunders Elsevier; 2012:chap 52D.

Perry MC. Approach to the patient with cancer. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Cecil Medicine. 24th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 182.


Actualizado: 6/5/2012
Versión en inglés revisada por: Linda J. Vorvick, MD, Medical Director and Director of Didactic Curriculum, MEDEX Northwest Division of Physician Assistant Studies, Department of Family Medicine, UW Medicine, School of Medicine, University of Washington; and Yi-Bin Chen, MD, Leukemia/Bone Marrow Transplant Program, Massachusetts General Hospital. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M. Health Solutions, Ebix, Inc.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com