Glándulas endocrinas
   

El sistema endocrino está compuesto principalmente por glándulas que producen mensajeros químicos llamados hormonas. Entre las glándulas del sistema endocrino se encuentran la glándula pituitaria, la glándula tiroides, las glándulas paratiroidales, el timo y las glándulas adrenales. También se incluyen otras glándulas en el sistema endocrino, pues contienen el tejido endocrino que segrega hormonas, como el páncreas, los ovarios y los testículos. Los sistemas endocrino y nervioso trabajan estrechamente ligados. El cerebro envía instrucciones continuamente al sistema endocrino y, en respuesta a ello, recibe retroalimentación de las glándulas endocrinas. Debido a esta íntima relación, los sistemas endocrino y nervioso se conocen como sistema neuroendocrino. Al hipotálamo se le llama conmutador central porque es la parte del cerebro que controla el sistema endocrino. La glándula pituitaria, que cuelga de un delgado tallo del hipotálamo, se conoce como la glándula principal del cuerpo porque regula la actividad de las glándulas endocrinas. El hipotálamo detecta los niveles crecientes de hormonas del órgano objetivo y luego envía mensajes eléctricos y hormonales a la glándula pituitaria. En respuesta a lo anterior, la glándula pituitaria libera hormonas que se desplazan por el torrente sanguíneo hasta una glándula endocrina objetivo y la instruyen para que deje de producir hormonas. El sistema endocrino ajusta constantemente los niveles de hormonas para que el cuerpo pueda funcionar normalmente. Este proceso se conoce como homeóstasis.


Actualizado: 11/20/2012
Versión en inglés revisada por: Shehzad Topiwala, MD, Consultant Endocrinologist, Vera Endocrine Associates, Daytona Beach, FL. Review provided by VeriMed Healthcare Network.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com