Vacuna (inmunización) contra la polio

Definición

La vacuna antipoliomielítica protege contra la poliomielitis, una enfermedad grave que lleva a que se presente pérdida del movimiento.

La vacuna contiene una forma inactiva (muerta) del virus de la polio, llamada vacuna antipoliomielítica inactivada o VAPI, y no puede causar poliomielitis.

La vacuna antipoliomielítica inactivada está disponible sola o combinada con:

Nombres alternativos

Vacuna antipoliomielítica inactivada (VAPI); Vacuna de Salk; Vacuna antipoliomielítica; VAP

Información

La antipoliomielítica es una de las vacunas infantiles recomendadas y la vacunación debe iniciarse durante la lactancia. En la mayor parte de los Estados Unidos, se exige esta vacuna antes de que un niño pueda ingresar a la escuela.

QUIÉN DEBE RECIBIR ESTA VACUNA:

Los niños deben recibir 4 dosis de la vacuna antipoliomielítica inactivada; cada dosis se aplica a las siguientes edades:

  • 2 meses (no antes de las 6 semanas)
  • 4 meses
  • 6 a 18 meses
  • 4 a 6 años

Los niños que hayan recibido tres dosis antes de los 4 años de edad deben recibir una cuarta dosis antes o en el momento de ingresar a la escuela por primera vez. La cuarta dosis no se necesita si la tercera se administra después de los 4 años de edad.

A los adultos no se les aplica una inyección de refuerzo, a menos que exista la posibilidad de estar en lugares en donde se sabe que se presenta esta enfermedad.

Las siguientes personas no deben recibir la vacuna:

  • Personas que hayan tenido reacciones alérgicas graves después de recibir esta vacuna.
  • Personas que hayan tenido reacciones alérgicas graves a los antibióticos estreptomicina, polimixina B o neomicina.

No se ha informado de efectos secundarios en mujeres embarazadas que hayan recibido esta vacuna; sin embargo, se debe evitar durante el embarazo en lo posible. Las mujeres embarazadas que estén en mayor riesgo de infección o que necesiten protección inmediata deben recibir una vacuna antipoliomielítica inactivada de acuerdo con el calendario recomendado para los adultos.

La vacuna antipoliomielítica inactivada se le puede administrar sin problema a las siguientes personas:

  • Mujeres que estén amamantando.
  • Niños con diarrea.
  • Cualquier persona que:
    • tenga problemas respiratorios menores en las vías respiratorias altas, con o sin fiebre;
    • haya tenido reacciones leves o moderadas a una dosis previa de la vacuna;
    • esté tomando terapia antimicrobiana;
    • esté mejorando después de una enfermedad aguda.

Las personas que están moderada o gravemente enfermas en general deben esperar hasta que se hayan recuperado para recibir la vacuna.

BENEFICIOS:

La poliomielitis es infrecuente en los Estados Unidos.

Para casi toda persona, los beneficios de la vacuna superan con creces los riesgos.

EFECTOS SECUNDARIOS:

La vacuna antipoliomielítica inactivada puede causar leves dolores y enrojecimiento en el área de la inyección, lo cual generalmente no es grave y dura sólo unos pocos días. Normalmente, no hay otros síntomas ni se requieren más cuidados después de la vacunación.

LLAME AL MÉDICO SI:

  • No está seguro acerca de si la vacuna antipoliomielítica se debe o no aplicar, particularmente si existen afecciones por las que la vacunación se deba retrasar o suspender.
  • Se presenta una reacción alérgica u otros síntomas después de la aplicación de esta vacuna.
  • Tiene otras preguntas o inquietudes con respecto a esta vacuna.

Referencias

Centers for Disease Control and Prevention. Recommended adult immunization schedule—United States, 2012. MMWR 2012;61(4).

Centers for Disease Control and Prevention. Recommended Immunization Schedules for Persons Aged 0 Through 18 Years -- United States,2012, MMWR 2012;61(05);1-4.


Actualizado: 3/25/2012
Versión en inglés revisada por: Neil K. Kaneshiro, MD, MHA, Clinical Assistant Professor of Pediatrics, University of Washington School of Medicine and David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M. Health Solutions, Ebix, Inc.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com